¡Es el único deporte tridimensional en el mundo (el Quidditch no cuenta)!

Se juega con máscara, snorkel, aletas, el propio poder pulmonar y por supuesto el apoyo de los compañeros de equipo. Dos equipos de seis jugadores (y/o jugadoras) tratan de meter el balón en la portería contraria ubicada en el fondo de la piscina. Lo que requiere espíritu de equipo, habilidad y resistencia.

 

Algunos detalles:

- Para empezar: El rugby subacuático no tiene prácticamente nada en común con el rugby terrestre.

- La portería es una cesta de metal redonda ubicada a unos 3 a 5 metros de profundidad en la piscina.

- La pelota redonda es de goma, aproximadamente del tamaño de una de balonmano y se llena con agua salada para que la flotabilidad sea negativa.

- Los equipos se distinguen por gorros y bañadores blancos y azules.

- Seis jugadores están en el agua y otros seis miembros del equipo están afuera esperando el cambio rápido.

- Quien tiene la pelota puede atacar a todos los demás, pero también puede ser atacado. El equipamiento no se toca.

- Hay tres posiciones de juego: El guarda (defensor de la canasta), el portero (defensa frente a la canasta) y el delantero (en todas partes).

- Hay dos árbitros con botellas de aire comprimido y una bocina especial (en lugar de silbato) bajo el agua y otro árbitro al borde de la piscina.

- Un juego suele durar 2 x 15 minutos.

 

¿Tienes curiosidad?

Ven a un Entrenamiento y pruébalo.